Siempre se ha dicho que no hay nada mejor que viajar en compañía. No siempre es así. Cierto es que viajar en solitario en muchas ocasiones es más complicado, uno se enfrenta a lo desconocido en soledad, no se pueden compartir buenos momentos con alguien… Viajar solo puede proporcionarte una gran experiencia de vida, sin embargo, antes de hacerlo, hay que planearlo detalladamente. Eso no significa que haya que estructura la aventura la máximo, hay que dejar espacio a la improvisación. De no hacerlo, el mismo viaje te obligará a ello. Viajar solo es una de las tantas formas y posibilidades para conocer otro país, disfrutar de su comida y su gente, y entre sus ventajas está la independencia que tienes a la hora de tomar decisiones.

Si lo has pensado y está en tus planes, te animo a ello, no te arrepentirás.

#1: Recaba información online

Este es un consejo importante en cada viaje. Busca información en foros y blogs de viajeros, guías como Lonely Planet son bastante útiles para consultar lugares de interés, hostales recomendados, mapas de las ciudades… Decide luego cuánto tiempo durará el viaje, echa un vistazo a tu presupuesto y piensa cuánto tiempo pasarás en cada lugar, si vas a visitar varios países, ciudades o si sólo quieres un viaje corto.

#2: Borrador de tu itinerario

Haz una lista de los lugares que te gustaría visitar y piensa cómo te desplazarás. Aunque está bien eso de programar un viaje, ten en cuenta que un lugar te puede fascinar y decidas quedarte más tiempo. Lo desconocido de la aventura es lo realmente excitante. En el camino encontrarás otros viajeros como tú dispuestos a compartir experiencias. Camina sin rumbo y trata de conocer la cultura local, de eso se trata el viaje, conocer y conocerse.

#3: Realiza algunas reservas si lo consideras necesario

A pesar de que muchos viajeros reservan desde el hotel hasta las entradas al museo antes de llegar al destino, no es del todo recomendable, ya que si por alguna circunstancia decides cambiar tus planes, perderás dinero por los gastos de cancelación. Con tener el vuelo de ida reservados o contratado los interesantes vuelos de vuelta al mundo es suficiente. Todo depende del tiempo de que dispongas. Si tienes varios meses por delante, te recomiendo no comprar el billete de vuelta, nunca sabes dónde vas a terminar.

#4: Concéntrate en viajar

Mentalízate que estás viajando solo y que no todo será fácil. Confía en tus posibilidades, todos podemos vivir una experiencia así. No necesitas ser el más valiente del planeta para emprender una aventura de este tipo. Tómate el tiempo necesario para investigar y ubicar los lugares que vas a conocer. Es importante que te informes en cibercafés de las condiciones climatológicas de tu siguiente parada en el itinerario así como del tipo de cambio si vas a cambiar de país.

#5: Mantén tu mente abierta

Dice el dicho que el viaje no es llegar al destino sino vivir el camino. Recuerda que tu viaje no consiste en tomar cientos de fotos posando delante de monumentos, sino en disfrutar de la experiencia. Seguro que cometerás algún error o se te complicará alguna situación, pero esas anécdotas son las que te hacen crecer como persona, como viajero.

#6: Cuida de ti y de tus pertenencias

Tristemente muchos países no cuentan con unas buenas condiciones de seguridad. No seas muy confiado y asegúrate de que el hotel u hostal en el que te alojarás cuente con sistemas de seguridad o lockers con candado. No camines solo por las noches, no bebas mucho, mimetízate con el entorno y estáte atento a las personas que conoces en el camino. Eso sí, eso no implica que te dejes llevar por tu intuición, puesto que en el camino encontrarás gente excelente, acogedora, desinteresada… El riesgo en cada viaje proporciona a veces algunas de las mejores experiencias, sólo necesitas tener sentido común.

Fuente: El Universal / Vagabondish



the author

Videoperiodista, documentalista y aventurero. Entre mayo de 2006 y junio de 2007 realizó uno de los grandes viajes de su vida: la ruta panamericana. De esta aventura nace el documental “La costura de América” que narra su viaje en solitario de 45.000 kilómetros, realizado íntegramente por tierra y más de 11 meses desde Prudhoe Bay (Alaska) hasta Bahía Lapataia en Tierra de Fuego (Argentina). Ha trabajado como corresponsal de la Agencia EFE en la India y realizado decenas de reportajes sobre turismo, cultura y sociedad para el canal de televisión español Telecinco. En enero de 2014 estuvo nominado en los Premios Goya con su cortometraje documental "La Alfombra Roja" rodado en un slum de India y que lleva acumuladas más de 130 selecciones en festivales de cine de todo el mundo. Consulta mi perfil en G+: Iosu López